viernes, septiembre 25, 2009

Giovanni Sartori: La Television acaba con el homo sapiens

A Giovanni Sartori, como un profundo conocedor de la historia y de la ciencia política, le gusta predecir. En la ronda de preguntas y respuestas, inmediatamente después de su disertación, lo cuestionaron acerca de sus motivos para tener confianza acerca del futuro de México (Él ha dicho “por regla general no soy optimista, pero en el caso de México si lo soy”). Respondió no tener nada de malo serlo; él ha seguido de cerca la historia de este país y le preocupó siempre el hecho de que sólo un partido detentara el poder durante décadas. Manifestó su pronóstico “el PRI (Partido Revolucionario Institucional) está en el poder y regresará al poder” (a la presidencia) porque no es el partido de sus setenta años de dominio político, es un instituto político más civilizado, más cambiado y con profundas modificaciones estructurales.

En su disertación “La Videopolitica: nuevos desafíos para la democracia” centró el tema en el papel que juega la televisión en la vida política de las naciones. Señaló ser el inventor de los términos video-política y video-poder, pero “pudo haberlo sido otro”. Es el sistema democráticoy su permanencia lo que nos preocupa y debe preocuparnos. Afirmó que la participación electoral debe estar fundamentada en información pero la educación no ha llevado necesariamente a constituir ciudadanos responsables en su actuar político. El problema, añadió, es la existencia de una relación inversa entre la eficacia de la participación y el número de participantes. Ejemplificó “en un contexto de 10 participantes, yo soy influyente por valor de una décima parte. Lo que está muy bien. Pero si los participantes son 1,000 ya no está tan bien. Y si el universo de los participantes es de diez millones, ser partícipes de la parte que nos corresponde en una decisión ya no tiene sentido”. En los sistemas democráticos actuales, argumentó, los deportistas y los artistas se han convertido en líderes de opinión pero sin conocimiento de causa. Acotó afirmando que la teoría política actual está empobrecida, y si bien todos sabemos el significado de democracia desde el punto de vista etimológico, hoy puede simplificarse con dos nociones operativas acerca de la democracia: el principio de mayoría absoluta (los más tienen todos los derechos, mientras que los menos no tienen ninguno) o de mayoría relativa (lo más tienen derecho a mandar, pero en el respeto de los derechos de la minoría)

Citó a Karl Deutsch y sus modelos de cascada, para destacar “cada vez que las opiniones descienden, se mezclan y reciben nuevas y diferentes aportaciones”. Esto implica que el público en general nunca está bien informado, no sabe gran cosa de política y lo peor es no interesarse demasiado por ella. Recalcó, la democracia electoral no decide las cuestiones, sino que decide quién debe decidir las cuestiones.

El politólogo italiano, señaló que votar libremente y con diversas opciones es necesario para la vida democrática de cualquier país; la opinión pública es la columna vertebral en la época de elecciones pero el video poder (la influencia negativa que ejerce la televisión de los electores) afecta a la democracia de igual manera como lo hace un monopolio. Somos animales parlantes replicó- y con Gutenberg y con su perfeccionamiento de la imprenta nace el homo-gubenberg, el hombre que lee. “Y el hombre que lee, adquiere la capacidad de la abstracción de cosas o conceptos que no puede ver” y en la democracia estos términos abundan: justicia, tolerancia, igualdad, libertad, estado, etc. ¿Es posible, se consultó a sí mismo y a los presentes- traducir esos conceptos en imágenes? La respuesta es un rotundo no. Para el homo videns el mensaje es el hecho y el hecho es el mensaje, por lo tanto el hecho desaparece. Lamentó que el lector de diarios se vea superado porque la televisión acaba con el homo sapiens.

La democracia, endosó, es un invento eminentemente occidental, pero es un producto exportable “la democracia es y ha sido exportable, pero no a cualquier lugar. El requisito es que haya una base liberal en la sociedad y la política, condición que se dio en la India y en Japón”.

Se dijo preocupado por el desastre ecológico que se aproxima a velocidad vertiginosa y las democracias son máquinas muy lentas para dar solución a estos problemas.

Es posible concluir que Sartori tiene un estilo lúcido, directo, lógicamente impecable y atingente. La apariencia que pudiese inferirse de la lectura de sus textos termina cuando se le conoce directamente. Es un tipo jovial, alegre, abierto, sincero y sobremanera, amable y educado.


Quienes es Giovanni Sartori? Haz Click Aquí

No hay comentarios.: